martes, 27 de agosto de 2013

Una gota, una gota, una gota...
Van callendo gotas que le van haciendo a uno,
en un vaso de inerte cristal,
estas gotas son rojas, verdes, azules,
diferentes tintes, diferentes sabores,
se mezclan y cambian,
se mezclan en ese vaso inerte
lleno, rebosante,
expulsando de este otras gotas contaminantes.
Pueden caer colores oscuros,
que harán el vaso opaco,
o colores claros,
transparencias, alegrías.
Este es el alma, un líquido inócuo,
un liquido mutante,
un líquido en el inerte vaso del cuerpo.

Entradas populares